El RCD Mallorca con el confinamiento

La crisis del COVID-19 no impide que los futbolistas se sigan entrenando, al menos individualmente. Es la separación de los jugadores y los preparadores físicos la que ha supuesto un gran reto que en el RCD Mallorca parecen estar superando. Ayudándose con el chaleco GPS, han logrado controlar el trabajo físico de sus futbolistas.

Estos chalecos son capaces de controlar todo tipo de datos acerca del trabajo físico del deportista. Desde el ritmo cardíaco hasta distancias, intensidad o cambios de ritmo. Todo esto con la ayuda de los dispositivos móviles, que con una aplicación pueden tomar el control.

RCD Mallorca

Dani Pastor charla con Dani Rodríguez, quien porta uno de los chalecos. / RCDM

Dani Pastor, preparador físico del club bermellón, fue quien ideó la utilización de estos dispositivos. Esto le ayuda a preparar un trabajo personalizado para cada jugador, según las condiciones físicas y mentales de cada uno de ellos. «Una vez concluye el entrenamiento, el jugador y yo recibimos al instante un informe detallado con todos los datos de la actividad física”, declaraba el preparador para FútbolBalear.

Sin duda, la creatividad acompañada del avance tecnológico hacen que las dificultades que una pandemia mundial supone puedan ser superadas. Una buena noticia para un club histórico del fútbol español.

¿Te interesaría colaborar con nosotros? Escríbenos

Raúl Gómez

Periodista en progresión. Apasionado del deporte. Jugué al baloncesto durante siete años.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.